Experimentos con tu cuerpo: la lengua

Prepárate para conocerte mejor

¿Eres capaz de enrollar la lengua como nuestra modelo? Si no puedes, no te ´mates´, porque por mucho que lo intentes no lo vas a conseguir.

No se trata de una cuestión de flexibilidad muscular, sino de un aspecto genético.

La capacidad de enrollar la lengua depende de un carácter dominante que posee el 70% de la población. Y no deja de resultar sorprendente que sea una cuestión genética cuando la lengua está dotada de una extraordinaria movilidad.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

Un aspecto importante para comer, y fundamental para hablar. Aunque eso no evita que el 30% de la población ‘recesiva’ tenga que soportar las burlas de los ‘dominantes’ por su inutilidad.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Trucos