Así eran los turistas de antaño

Ya eran aficionados a las fotos "chorras"

image

Actualmente, casi todos podemos darnos el placer de disfrutar de un buen viaje. Pero, hasta no hace mucho, era un privilegio reservado a unos pocos. Fue a finales del siglo XIX, cuando el irse de vacaciones comenzó a generalizarse, aunque por aquel entonces, solamente entre los miembros de la burguesía. Os presentamos una selección de curiosas y deliciosas fotos de aquellos viajeros de antaño. Gracias a ella podemos descubrir que las costumbres de los turistas del pasado y de los actuales no se diferencian tanto.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
El equipaje

Las maletitas con ruedas aún no se habían inventado y los viajes podrían durar meses, así que el equipaje casi siempre era muy voluminoso. Como el de esta familia retratada en la Estación Victoria de Londres en 1913.

Fotos chorras

En aquellos tiempos no existían ni facebook ni twitter, pero eso no impedía a los viajeros disfrutar del placer de sacarse la típica foto curiosa o graciosilla. Como hicieron estos visitantes en la Estatua de la Libertad.

Transportes originales

Ahora está de moda recorrer las ciudades en bicicleta eléctrica o en segway. Estos turistas victorianos visitaron el interior de una mina en Obersalzberg, subidos en un curioso ingenio.

Yo estuve allí

Sacarse una foto con algún habitante local siempre da sensación de veracidad en cualquier album de fotos. Este viajero se retrató con una nativa melanesia en Nueva Guinea.

Deportes de riesgo

La pasión por la escalada no es algo exclusivo de los tiempos actuales. Estas chicas ya la praticaban durante una visita a los acantilados de la localidad británica de Hastings.

Turismo cultura

Conocer las culturas del pasado siempre ha sido una motivación para viajar. Aquí vemos una excursión al vesubio y a las ruinas de Pompeya a finales del siglo XIX.

Destinos exóticos

No es lo mismo irse de vacaciones a Torremolinos que a un país lejano. Egipto hoy está al alcance de cualquier touroperador pero, a principios del siglo XX, solo unos pocos privilegiados podían darse el gusto de visitar las pirámides.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Curiosidades