Tú enciendes bombillas

Saca electricidad de tu vida diaria

image

El sueño de todo ingeniero, aprovechar la energía de los gestos cotidianos, está cada vez más cerca. Entre los pasos más prometedores se encuentra el gimnasio sostenible Green Heart, fabricado por The Great Outdoor Gym Company. Sus usuarios tonifican su cuerpo mientras generan electricidad que, de momento, se utiliza para iluminar la zona tras la puesta de sol, pero también podrá verterse a la red o a edificios cercanos. El espacio de demostración, con paneles informativos sobre las energías limpias y los hábitos de vida saludables, se ha instalado en la ciudad de Hull, pero sus creadores esperan extender zonas semejantes por todo Reino Unido.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Calor humano para calentar

A pesar de las gélidas temperaturas del invierno sueco, las 250.000 personas que transitan cada día por la Estación Central de Estocolmo hacen subir los termómetros de sus naves. La empresa que la gestiona, Jernhusen, ha conseguido captar ese exceso y usarlo como calefacción para otro edificio.

Pedaleo útil

Ahora tendrás un motivo más para pedalear en el gimnasio: ahorrarle al planeta emisiones de CO2. Con la bici estática de Plug Out, el esfuerzo de tus músculos alimentará las bombillas de la sala de entrenamiento. La idea, aplicable a otros aparatos, conquista cada vez más centros de fitness.

Transporte con estiércol

Lo han conseguido en el Zoo de Denver, donde están sobrados de materia prima. Su diseño convierte las heces animales y otros desechos en gas para las baterías, calderas y otras máquinas del parque. El sistema les ahorrará 150.000 dólares al año, y para promocionarlo, lo han aplicado a un cochecito que recorrerá varias ciudades de EEUU.

© Denver Zoo

Arte en las torres

Con unos pequeños toques y gran inspiración, los arquitectos estadounidenses Choi + Shine han convertido las insulsas torres de transmisión eléctrica en un elegante desfile de esbeltas figuras con forma humana. Sus autores, que se inspiraron en las estatuas de la isla de Pascua y en las cariátides, concibieron el proyecto, denominado Land of Giants®, para un concurso de pilares eléctricos organizado en Islandia.

E-huerto en la oficina

Mike Schropp, autor del blog Total Geekdom, ha salpicado de vida su frío sótano de loco por los gadgets. Con ese fin, aprovecha el calor de un ordenador para cultivar pasto de trigo. La idea refleja a pequeña escala varias iniciativas dirigidas a reutilizar la energía térmica que desprenden los grandes centros de computación del mundo.

Islas que se mueven

El concepto de las barcas a pedales llevado a su máxima sofisticación. La propuesta River Gym, del urbanista Mitchell Joachim, para la ciudad de Nueva York imagina gimnasios flotantes que se desplazan por los ríos Hudson e East propulsados por sus usuarios. Las islas flotantes incorporarían, además, un sistema de purificación de agua que contribuiría a reducir su contaminación, mientras que el rumbo lo establecería un ordenador integrado.

El zapato pila

Cargar el móvil en el campo no será un problema con el dispositivo que incorporan estos zapatos, ideados por Tom Krupenkin, profesor de la Universidad de Wisconsin-Madison (EEUU). El InStep NanoPower lleva microscópicas gotitas de fluido que, presionadas por tu pie, generan hasta 10 W de electricidad que pueden transmitirse de forma inalámbrica a pequeños dispositivos.

© InStep Nanopower

Música con agua

Antes de salir por la ducha, el chorro de agua habrá puesto en marcha la radio FM H2O Power, fabricada por Tango Group. Su flujo activa una microturbina y un generador que alimentan la batería interna. Podrás olvidarte de las pilas y salir de casa limpio y sin haber dejado huellas (de carbono, claro).

El secreto de Darth Vader

Estaba cargando el iPod. Siempre que ya conociera la tecnología ideada por el brasileño João Paulo Lammoglia para sacar todo su provecho a la persistente manía humana de respirar. Su máscara AIRE utiliza minúsculas turbinas eólicas que se mueven con el aliento y pueden alimentar pequeños dispositivos. Puedes usarla durmiendo, leyendo o, si te atreves, corriendo...

© João Paulo Lammoglia

El río hace que suene

El ritmo de la corriente mueve el molino del proyecto ~Flow, Newcastle (Reino Unido), y determina la melodía de los instrumentos musicales de su interior. Estos, fabricados a mano, están conectados a la rueda impulsada por el río Tyne. La instalación podrá visitarse durante todo el verano y forma parte de los eventos artísticos promocionados para celebrar los Juegos Olímpicos de Londres 2012.

© Owl Project, Jill Tate

Pedalea para ver la peli

A este cine puedes ir en bici... y meterla dentro. Sobre todo si quieres ver la película, pues el sistema de proyección funciona con un generador accionado por el pedaleo. Es una de las ofertas de la ONG londinense Magnificent Revolution, entregada a la concienciación medioambiental. Tanto las películas como los conciertos que también organizan sirven de excusa para reunir a personas interesadas en arte y ecología.

© Magnificent Revolution

Pavimento inteligente

Cada vez que pisas una baldosa Pavegen, la ventana circular de su centro se ilumina. Así te recuerda que, además, tu pisada está generando una energía eléctrica que, junto a la de muchos otros transeúntes, se utilizará en aplicaciones no conectadas a la red eléctrica, como paneles publicitarios y farolas. Los materiales que la componen son en su mayoría reciclados, y están diseñadas para soportar duras condiciones climáticas.

Hip hop para generar energía

Es la mejor música para hacer funcionar estos minisensores ideados por Babek Ziaie en la Universidad de Purdue (EEUU). Se nutren de la energía que les transmiten las ondas sonoras de las frecuencias bajas, y sirven para controlar niveles biomédicos, como la presión en los vasos sanguíneos, mientras el paciente...escucha.

© Centro Birck de Nanotecnología Center, Universidad Purdue

Aprovecha tus latidos

Si el corazón es capaz de animar nuestro cuerpo, ¿por qué no aprovechar sus latidos para cuidarlo? Daniel Inman (Universidad de Michigan, EEUU) utiliza una membrana cerámica de 0,25 mm que se expande con la vibración cardíaca. Esa tensión se transforma en voltaje y evita la necesidad de baterías.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Curiosidades