Esta es la actriz que dobla a Lena Headey en los desnudos de Juego de Tronos

Repasamos otros casos de actrices que fueron dobladas en escenas en las que tenían que desnudarse

Los productores de la serie Juego de tronos han anunciado el regreso de Rebecca Van Cleave, la actriz que dobla a Lena Headey, quien interpreta el personaje de Cersei, en las escenas de desnudos. Hay muchos motivos por los que, en ocasiones, determinadas actrices y actores no quieren salir desnudos en un filme o una serie. Puede ser por reparos personales, pero en el caso de Lena  han coincidido también circunstancias como que tiene su cuerpo tatuado (lo que obligaría a prolongar las sesiones de maquillaje) para cubrirlos y también a su embarazo.

Por motivos cómo esos, el uso de las llamadas dobles de cuerpo (también los ha habido masculinos, pero son menos habituales) es frecuente en el cine. El primer director que usó una doble de cuerpo fue el francés René Clement en el rodaje de Gervais (1953). La actriz Suzy Delair se negó a desnudarse (aunque sólo tenía que aparecer de espaldas enseñando el trasero) por considerarlo inmoral. Clement solventó el problema usando a una modelo. Paradójicamente, la más beneficiada por el truco fue la propia Delair (sex symbol en decadencia), ya que el público creyó que realmente era ella quien se desnudaba.

En esta galería os mostramos algunos ejemplos de actrices que fueron dobladas en algunas famosas escenas de desnudo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Rebecca Van Cleave
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Psicosis

Janet Leigh tenía escrúpulos morales para desnudarse en la escena de la ducha. Hitchcock usó el cuerpo de una stripper de Las Vegas llamada Marli Renfro, quién cobró quinientos dólares por aquel trabajo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Pretty Woman

Las largas y bien torneadas piernas que se ven en el filme no son las de Julia Roberts. Los productores pensaron que las tenía muy delgadas y usaron las de la modelo Shelley Michelle.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Vestida para matar

Angie Dickinson tenía cincuenta años cuando rodó este filme. Para sus escenas eróticas, el director Brian De Palma sustituyó su cuerpo por el de la modelo Victoria Lynn Johnson.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Una proposición indecente

Dicen que Demi Moore se gastó cuatrocientos mil dólares en esculpir su perfecto cuerpo. Sea verdad o no, lo cierto es que en los inicios de su carrera la bellísima actriz también usó una doble de cuerpo (la modelo Amy Rochelle), que la sustituyó en las escenas eróticas de Ghost y Una proposición indecente.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Doble cuerpo: una malévola metáfora sobre los falsos desnudos

El filme trata sobre un mirón que espía a su vecina cuando se desnuda, sin saber que todo es un engaño.
1. En la ficción, el protagonista cree que es la morena Deborah Shelton la que, cada noche, realiza un striptease frente a su ventana.
2. Pero todo es un engaño, ya que quien se desnuda (siempre en la ficción) es la rubia Melanie Griffith.
3. Pero en realidad, la que se quitó la ropa no fue ninguna de ellas, ya que la escena la rodó la actriz porno Annette Heaven; la doble de la doble de cuerpo. ¿Se puede rizar más el rizo?

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Curiosidades