Nacer en tiempos de crisis

El feto es como una esponja, lo absorbe todo, especialmente la ansiedad de la madre.

image
Crisis o desaceleración; se llame como se llame, provoca estrés.

En el Instituto de Estudio del Parto en Bonn (Alemania) atribuyen al estrés que generó la crisis de 1900 en Dinamarca la reducción en once meses de la esperanza de vida de los niños nacidos entonces. La inquietud sobre el futuro que vivieron sus padres en época de vacas flacas lastró su salud antes de nacer.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Ser humano