¿La sexualidad de una persona está ligada a la forma de sus manos?

Un reciente estudio apunta que solo hace falta echar un vistazo a la largura de sus dedos. ¿Podemos tomarlo en serio?

Man painting LGBT flag on palm of his right hand
ljubaphotoGetty Images

Ahora parece que si no tenemos clara nuestra sexualidad, quizá nuestras manos nos den la clave que necesitamos para saberla. Cada día nos encontramos con estudios muy locos, pero este tiene su base científica basada en analizar la largura de ciertos dedos de la manos de parejas de gemelos (tanto mujeres como hombres) en los que uno de ellos era lesbiana o gay. ¿Podría haber una relación directa entre sus gustos sexuales y la forma de sus manos? La investigación, publicada en Archives of Sexual Behavior, apunta que las mujeres que tienen el dedo anular y el índice de diferente medida, en su mano izquierda, tenían menos probabilidades de ser heterosexuales. ¿Hasta qué punto podemos tomarnos en serio estas conclusiones?

Carmen Martínez TorrónGetty Images

Estudios anteriores han apuntado que las diferencias en medida de los dedos anular y corazón tienen que ver con la exposición a la testosterona. Los hombres, por ejemplo, suelen tener el dedo anular más largo comparado con el índice. Mientras que las mujeres, los dos dedos tienden a tener la misma medida. Para comprobar si esto era cierto, basaron su hipótesis en 18 parejas de mujeres y tras analizar sus manos, descubrieron que todas las que eran lesbianas tenían los dedos de su mano izquierda de diferente tamaño, un patrón más "masculino". Pero, ¿podemos tomarnos este detalle como determinante? Por su puesto que no.

Por un lado, el número de participantes en el mismo es muy bajo, lo que hace que no tengamos una idea general del resto de la población. Hay una diversidad tan amplia de sexualidad y género que no podemos concentrarlo todo en cómo son las manos de una persona. Por otro lado, la relación que habitualmente se hace entre testosterona y la largura de los dedos no es del todo exacta. La conocida como "Hipótesis Manning" (por el doctor John T. Manning) ha sido muy usada y estudiada en relación a cómo la largura de los dedos tiene algún sentido con más facetas y comportamientos del ser humano. Algo que no se ha llegado a testar clínicamente, por lo que no deberíamos tomarla a la ligera.

MarijaRadovicGetty Images

Y por último, la sexualidad no tiene relación con una única causa... y no tiene que ver solo con la testosterona. De hecho, según el estudio, al contrario de lo que se creía, también se analizaron las manos de 14 parejas de gemelos y quienes eran gay tenían una largura de dedos mucho más masculina que sus hermanos heterosexuales.

Así que cuando surjan estos estudios, hay que leerlos con precaución y siempre leyendo la letra pequeña.

Fuente: IFL Science
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Curiosidades