12 inventos del siglo pasado que soñaban con llegar muy lejos

"...Vuela que irás muy alto...", decía Miguel Hernández. Y estos soñadores lo hicieron sin miedo

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Monarca de la exploración

En 1907, cuando algunos aún soñaban con descubrir lugares ignotos, esta nave, la Reina de las praderas, se desplazaba con sus velas rodando por el desierto.

Cigüeña con ruedas

Ya en 1926 las calles inglesas veían estas adaptaciones de carricoches y bicicletas.

Hágalo en casa

En pleno invierno alemán, en 1909, un inventor salió a mostrar las virtudes de su trineo a cohete.  

París a sus pies

El inventor francés Alois Santa exhibe su bicicleta voladora en las calles parisinas en 1923. El mismo año que el cicloplano de Gerhardt (el primero aeroplano impulsado por energía humana) levantó vuelo.

Tirar barreras

La imagen corresponde a un reportaje publicado en la revista Life en 1954. El artículo trataba sobre una enfermedad misteriosa por aquel entonces: la esclerosis múltiple. Esta silla permitía subir escaleras.

Micromachines

Entre 1934 y 1940, la empresa inglesa British Motorboat Manufacturing Company creó el Rytecraft Scootacar, un vehículo para dos pasajeros que alcanzaba los 65 km/h y funcionaba con baterías.

El Michael Jackson

Corría el año 1950 y todos los niños querían este juguete: el Moonwalker, un robot que imitaba las caminatas lunares.

Lléveme a la luna

Concebido para la exploración espacial, el Taxi Aéreo de Bell Aerosystems, de 1967, nunca llegó a despegar comercialmente.

Made in Spain

Fernando Ruiz Luciarte mostrando su Oto-pedal, un coche a pedales para las ciudades con mucho tránsito (París, 1963).

En pie de guerra

El Hiller VZ-1 Pawnee, diseñado tras la II Guerra Mundial, iba a convertirse en el sistema de transporte habitual de todos los soldados. Alcanzaba una altura de 10 metros y una velocidad de 26 km/h.

De tal palo...

El hijo de John A. Purves, inventor de la Dynasphere, prueba el invento de su padre, en una playa inglesa (1932). Purves se inspiró en un diseño de Leonardo da Vinci.

En el país de las maravillas

El inventor inglés Rowland Emett montado en su Lunacycle (1970), una bicicleta que hubiera vuelto loco al relojero del inmortal libro de Lewis Carroll.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Curiosidades