Cómo saltar de un tren

Lo mejor es ir hasta el último de los vagones. Si no es posible, inténtalo desde el espacio que hay entre ellos, para evitar ser golpeado por el propio tren

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Saltar de un tren...
Si puedes esperar a que disminuya la velocidad, las posibilidades de dañarte son menores. Agáchate lo más cerca posible, para saltar con el mayor impulso. Escoge un buen lugar para caer: evita árboles, arbustos y, por supuesto, rocas.
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Cúbrete y rueda

No trates de aterrizar sobre los pies, sino horizontalmente, e intenta proteger tu cabeza con los brazos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Asegura la caída

Salta lo más lejos que puedas en forma perpendicular al tren; procura que todo tu cuerpo toque el suelo al mismo tiempo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Trucos