Miradas sobre el Danubio

Tras los pasos de Inge Morath. Miradas sobre el Danubio 

image

Esta exposición pone en valor el papel de las mujeres en el terreno de la fotografía documental. 

Como primera mujer en ingresar en la Agencia Magnum, Inge Morath fue artífice del aumento de la presencia femenina en un mundo hasta entonces eminentemente masculino. Esta exposición, que reúne unas 60 fotografías de Inge Morath en blanco y negro y más de 100 pertenecientes a autoras contemporáneas, destaca la relevancia de esta fotógrafacomo pionera de la historia de la fotografía y recuerda su influencia en las generaciones venideras. 

Durante el verano de 2014, ocho fotógrafas -todas galardonadas con el prestigioso premio Inge Morath otorgado por la Fundación Magnum y la Fundación Inge Morath- siguieron la misma ruta que Morath realizó a lo largo del Danubio en varios momentos de su vida. Rindiéndole de este modo homenaje y expandiendo su legado con la producción de nuevo imaginario visual, las ocho miradas arrojan nuevos significados al pasado y el presente de la región del Danubio. La diversidad del resultado visibiliza la riqueza y complejidad de la región. 

La Fundación Telefónica organiza esta exposición en el marco de PHotoEspaña 2016.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
En movimiento

In motion, 2014 

 Ami Vitale (EEUU, 1971) 

 El impacto del hombre sobre la naturaleza y, a su vez, la influencia de la naturaleza sobre el hombre sigue siendo un tema que subyace a todas las fotografías de Ami Vitale. Un escenario industrial se superpone a unas grietas en el cemento por las que se abren camino unas flores. Dos amantes sentados un caza de combate desguazado como fondo, del que la naturaleza se ha hecho presa. Ami Vitale. Sus observaciones sobre gestos humanos y animales alteran con gracia la sensación del lugar y la naturaleza es observada como la esclarecedora protagonista. 

Mar Negro

Jessica Dimmock (EEUU, 1978) 

 

Untilted, 2014 

 

Las fotografías que Jessica Dimmock realizó al final del viaje, en el Mar Negro, representan mucho más que diversión en la orilla del agua. Reflejan una conciencia del delicado paso de niña a joven en las poses de las chicas, y de algún modo representan casi el reflejo juvenil de las fotógrafas habiendo finalizado su viaje. El tríptico es un icono del detalle, la proximidad y la distancia, códigos que determinan la experiencia del deseo, el lugar y la memoria. 

MI Danubio

Lurdes R. Basolí (España, 1981) 

My Danube, 2014 

 Muchas de las narraciones de Lurdes R. Basolí se perciben desde un distanciamiento que permite que el Danubio y su entorno adquieran una función alegórica. Los reflejos del mar y del cielo son el preludio a estampas de mujeres que representan intimidad, obligaciones, sensualidad e incertidumbre. Se palpa una sensación de intemporalidad y distanciamiento lograda, en cierta medida, al alternar naturaleza y retrato. Estas fotografías, en apariencia tranquilas, tienen una dinámica inquietante por su sutil extrañeza. 

Descubrimiento del viejo mundo

 Claudia Guadarrama (México, 1976) 

Entre lo sólido y lo efímero, 2014 

 Claudia Guadarrama acoge la imperfección de la legendaria vía fluvial y elige fotografiar escenas crípticas, con o sin gente. Los restos de civilización a lo largo del Danubio se conforman en escenarios con sillas de plástico, murallas medievales, restos de barcos, puestas de sol y oxidadas naves industriales. Los paisajes fluviales y su mirada urbana cobran forma mediante un intenso tratamiento de la luz y el uso armonioso del color. 

Con carga histórica

Emily Shiffer (EEUU, 1980) 

Carrying History, 2014 

 Recientemente la región del Danubio ha padecido guerra, sanciones, ocupaciones y cambios políticos. La obra de Emily Schiffer examina cómo carga la gente corriente con las historias complejas, y explora el entorno como vasija de la memoria. Al tomar fotografías con un Smartphone y filmar en formato medio, desarrolla formas paralelas de expresión visual. Como madre que viajaba con su hija se vio forzada a reunirse con las familias dentro de sus casas. Emily trabajó con espontaneidad, captando momentos íntimos y detalles de la cultura local. En gran formato presenta imágenes del entorno del río cargadas de emoción, intimidantes y enérgicas. 

Dentro y fuera del amor

Olivia Arthur (Reino Unido, 1981) 

In and out of love, 2014 

 

El impacto del hombre sobre la naturaleza y, a su vez, la influencia de la naturaleza sobre el hombre sigue siendo un tema que subyace a todas las fotografías de Ami Vitale. Un escenario industrial se superpone a unas grietas en el cemento por las que se abren camino unas flores. Dos amantes sentados un caza de combate desguazado como fondo, del que la naturaleza se ha hecho presa. Ami Vitale. Sus observaciones sobre gestos humanos y animales alteran con gracia la sensación del lugar y la naturaleza es observada como la esclarecedora protagonista. 

La Selva Negra

Kathryn Cook (EEUU, 1979) 

The Black Forest, 2014 

 

Como el sueño de un alquimista, las fotografías de Kathryn Cook visualizan la esencia mística del Danubio. Combina con lirismo exposiciones de paisajes y cielos, reflejos de árboles y fauna. Esta obra fue realizada en la zona de Furtwangen y Donaueschingen, en Alemania. Cook tomaba fotos de día hasta bien adentrada la noche, experimentando con técnicas de flash y condiciones de baja luminosidad. Ciertos detalles atmosféricos de la naturaleza aluden subrepticiamente al modo en el que se originó el Danubio. 

Chicos de río

Claire Martin (Australia, 1980) 

 River Boys, 2014 

 Las escenas de caballos, natación, náutica, flirteo y vida familiar definen el microcosmos en el que se introdujo Claire Martin en busca de su tema, relacionado con la masculinidad. Siempre trabajó sola y a menudo por la noche para captar lo que observaba en las comunidades romaníes de la ribera. Sus retratos, gestos y paisajes fluviales son crudos, puros y a veces frágiles, dependiendo de si expresan momentos de inocencia, poder, incertidumbre, temor o alegría que vivió con la gente que conoció allí. 

Paraiso natural de Rumania

Inge Morath_Rumania_Canal de Sulina _1994

Inge Morath (Austria, 1923 – EEUU, 2002) empezó a fotografiar en 1951. Asistió en calidad de investigadora a Henri Cartier-Bresson entre los años 1953 y 1954 y fue la primera mujer en convertirse en miembro de pleno derecho de la Agencia Magnum en 1955. Con poco más de 30 años, Morath inició un mítico viaje fotográfico a lo largo del río Danubio, viéndose obligada a detener su ruta en muchos países a causa del Telón de Acero. 

En la orilla

Inge Morath (Austria, 1923 – EEUU, 2002) 

Paisaje cerca de Viena_1958

En 1993, volvió a la zona para completar su trabajo en los países del bloque del Este y durante un período de dos años, documentó el impacto que había tenido la reapertura de las fronteras en la cotidianidad de la gente 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Fotoimpactos