Con el orgullo se nace

Levantar los brazos e hinchar pecho.

Levantar los brazos e hinchar pecho. Así celebramos una victoria. Jessica Tracy ha comprobado que son actitudes universales (iguales en 30 países, desde Argelia a Ucrania). Y también son innatas: no hay más que ver cómo celebran un triunfo las personas ciegas de nacimiento. Ocurre también con las expresiones de derrota: hombros caídos y pecho contraído.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Ser humano