¿Esto es un desierto?

En 1990, hace 18 años, nadie imaginaba que Dubái iba a ser la ciudad puntera del mundo; solo era un desierto salpicado por algunos edificios.

En 2008 en el mismo lugar de la otra foto se ubica hoy Bank Street, el centro financiero de Dubái. Rascacielos y pantallas a lo Blade Runner forman el paisaje de esta urbe de casi dos millones de habitantes. Lo era. Porque Dubái, en los Emiratos Árabes, ya se ha convertido en un gran centro financiero y en la urbe más futurista del planeta. En solo dieciocho años se han levantado edificios giratorios y ultramodernas avenidas. Pero eso no es nada comparado con los nuevos proyectos. Porque allí se está construyendo el mayor rascacielos del mundo, el Burj Dubai, que tendrá 820 m; un hotel submarino, Hydropolis; y un parque temático, Dubailand, mayor que Disneyworld.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Ser humano