Ambos sexos acosan y ambos sexos son acosados

Un estudio descubre la realidad más desconocida del sexo casual

Passionate couple (semi-nude shoot)
Renzo79Getty Images

Los adolescentes con una inclinación a los encuentros casuales presentan también una mayor probabilidad de estar involucrados en un incidente de acoso sexual, según un estudio de la Universidad de Ciencia y Tecnología de Noruega (NTNU). Los investigadores observaron a 1.326 chicos y chicas heterosexuales con una edad media de aproximadamente 18 años con el objetivo de detectar prácticas no deseadas y ofensivas de acoso sexual no físico entre adolescentes.

Encontraron que tanto las víctimas adolescentes como los perpetradores de acoso sexual tienen más probabilidades de participar en el sexo casual que sus compañeros. Los investigadores sospechan que esta práctica podría llevar al hostigamiento, pero también al contrario, aunque aún tienen que determinar la causa exacta.

El estudio, publicado en Evolution&Human Behavior, diferenció dos tipos de acoso, del mismo sexo y mixto. En el primer caso, el acoso suele usarse como arma para aumentar el propio atractivo. En caso de sexo diferente, el acoso se realiza como pretexto sexual sin más afán que una solicitud directa de sexo. En general, el 60% de los adolescentes encuestados respondieron que habían sido acosados sexualmente al menos una vez en el último año. Curiosamente, la situación más común es la de acoso al hombre por parte de otros hombres, más que a la mujer por parte del hombre. Menos frecuente aún es el hostigamiento de chicas a otras chicas y de chicas a chicos. “Pero de un modo u otro, ambos sexos son acosados y ambos sexos acosan”, concluyen los investigadores.

En una investigación anterior, el profesor Leif Edward Ottesen Kennair comprobó que los que las preocupaciones, el sentirse presionadas para tener sexo o la baja gratificación que genera son algunos de los factores que llevan a las mujeres a arrepentirse del sexo casual, mucho más que los hombres.

El informe actual revela también que aquellos adolescentes más propensos a presionar fantasean más sobre el sexo casual y aceptan fácilmente las relaciones sin ningún compromiso o cercanía emocional. Sus autores proponen que estos resultados deberían ser la base para trabajar en la detección y prevención del acoso.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Noticias