Verdades y mentiras de los consejos de salud

Los grandes mitos médicos caseros desmentidos por la ciencia en investigaciones recientes

 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
No te sientes cerca de la televisión, que estropea la vista

La televisión no ha estropeado nunca los ojos, porque las pantallas que tenemos en nuestros hogares (ahora más que antes) están dotadas de protección suficiente para evitarlo. “El único problema que podemos sufrir derivado del abuso, al igual que sucede delante de la pantalla del ordenador, es el de sequedad en los ojos por la reducción en el parpadeo. Pero esto se soluciona con una simple lágrima artificial”, asegura el Dr. Luis Fernández-Vega, presidente de la Sociedad Española de Oftalmología.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
El huevo sube el colesterol

"No existe ningún vínculo entre los huevos y el colesterol alto”, asegura una investigación realizada en la británica Universidad de Surrey. Según sus autores, limitar el consumo de este producto en tres a la semana no tiene fundamento, mientras que sí se debería limitar el de grasas saturadas.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Para desinfectar las heridas: alcohol y agua oxigenada

Esta es una práctica totalmente en desuso; en su lugar, se recomienda usar agua y jabón, u otros productos menos agresivos con los tejidos, como povidona yodada (Betadine). Tanto el alcohol como el agua oxigenada son desinfectantes eficaces en superficies intactas, pero en heridas abiertas y mucosas producen retraso en la cicatrización y más bien agreden e irritan los tejidos. Lo que también desbanca otra creencia muy extendida que asegura que “si escuece, es que cura”.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
El fin de semana ya recupero el sueño

El intento de acumular sueño durante el fin de semana solo consigue alterar más si cabe nuestro ritmo circadiano. Y el déficit crónico de sueño durante la semana hace que nuestro humor y rendimiento sean peores, y tengamos mayor riesgo de accidentes laborales y/o de tráfico”, asegura el doctor Gonzalo Pin, director de la Unidad del Sueño de la Clínica Quirón de Valencia. Además, según una investigación reciente de la Universidad de Oxford, dormir más horas para recuperar sueño causa una falsa sensación de bienestar que vuelve tus reacciones más lentas.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
No comas de noche, que engorda

Es probable que este mito proceda de ese refrán que recomienda: “Desayunar como un rey, comer como un príncipe y cenar como un mendigo”. Sin embargo, según Rachel Vreeman y Aaron Carroll, de la Escuela de Medicina de Indiana: “Lo que provoca un aumento de peso es el número total de calorías ingeridas a lo largo de todo el día, sin que la hora tenga una importancia significativa. Lo que ingerimos de noche tiene las mismas calorías que por la mañana. Otra cosa es que un atracón antes de acostarnos no sea, en general, saludable”.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Bebe agua contra la resaca

Zumos de frutas, beber cerveza, café con azúcar, etc. No hay ninguna investigación que avale que estos supuestos remedios contra la resaca son realmente eficaces. Lo dice un artículo publicado en British Medical Journal, firmado por Max H Plitter, Joris C. Vester y Edzard Ernst, de la Universidad de Utrecht (Holanda), quienes, después de revisar todos los ensayos científicos serios al respecto, concluyen: “La manera más eficaz de evitar los síntomas de la resaca es la abstinencia o beber con moderación”.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
La forma de la tripa en una embarazada te indica el sexo del bebé

Cuando esperas un bebé, tu tripa parece más una bola de cristal que parte de tu cuerpo. Sobre todo porque hay quien, con solo verla, ya sabe por ejemplo qué sexo tendrá tu bebé. En realidad, la forma que toma el abdomen depende de muchas cosas, lo que lo hace exclusiva casi en cada mujer. Depende del tiempo de embarazo, del tono muscular, la situación fetal, la anchura de la pelvis de la madre y la cantidad de grasa que tenía en la zona la madre previamente. 

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Las mujeres soportan mejor el dolor que los hombres

Un estudio de la Universidad de Stanford publicado en Journal of Pain en 2012 aseguraba: “Las mujeres registran niveles más intensos de dolor que los hombres, lo que no significa que lo aguanten mejor”. Según Isabel Eraso, presidenta de la Fundación Internacional del Dolor: “Se trata de una emoción desagradable a la que nos acostumbramos a fuerza de padecerla. Según mi experiencia, las mujeres lo soportan mejor porque lo sufren más a menudo, pero los hombres que tienen un historial de dolor muy dilatado, desde niños, también desarrollan esta resistencia. Es una cuestión de costumbre, y no de sexo”.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
No despiertes a un sonámbulo, porque puedes causarle la muerte

“El sonambulismo es un estado en el que el cuerpo está despierto, pero el cerebro sigue durmiendo. Así, la persona que lo padece realiza actividades automáticas y no recuerda nada al día siguiente”, explica el doctor Gonzalo Pin, coordinador de la unidad del sueño del Hospital Quirón de Valencia. En cuanto al mito de lo que sucede si le despertamos, las consecuencias no son tan terribles como las que vaticina el mito, pero no es recomendable. “Si intentamos despertarle, su reacción será de un incremento de la actividad y agresividad. Y si lo conseguimos, favoreceremos que estos episodios sean más frecuentes”, termina el doctor Pin.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Beber leche aumenta la mucosidad

Este mito estaba presente ya en el Tratado sobre el asma de Moisés Maimónides, en la Edad Media. Sin embargo, repetidas investigaciones han comprobado que la creación de moco no es mayor con el consumo de leche. La última, una publicada en la revista Archives of Pediatrics and Adolescent Medicine, asegura que tomar leche durante un proceso gripal no incrementa la creación de moco. “Sin embargo, algunos libros de divulgación y páginas web, muchas de ellas de médicos, han contribuido a la difusión de esta idea”, aclara José Luis Morales, jefe de Pediatría del Gregorio Marañón.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Si comes alimentos del suelo, enfermas

Cuando un alimento cae al suelo, se produce una transferencia de materia en ambas direcciones, y su contaminación dependerá de la capacidad de adherencia del mismo y de la higiene del suelo. No obstante, lo habitual es que no sea patógeno y, si lo es, no se halle en una cantidad suficiente para provocar una infección”, asegura José Luis Morales, Jefe de Pediatría del Gregorio Marañón.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Cuidado si tomas cerveza, porque engorda un montón

Con esta desmitificación estamos dando la coartada perfecta a los amantes de las cañas, que se cuentan por millones en nuestro país, pero ciertamente las últimas investigaciones científicas aseguran que el “zumo de cebada” no engorda mucho más que otras bebidas. Lo avala un informe del comité científico de la Sociedad Española de Dietética y Ciencias de la Alimentación (SEDCA), que asegura: “Una cerveza contiene entre 75 y 100 calorías, y en el caso de que sea sin alcohol, unas 40”. Como comparación, una tónica tiene unas 37 calorías, una medida de ginebra unas 55, un vaso de vino unas 87 y una lata de refresco de cola 137.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Tienes que hacer estiramientos antes de practicar deporte

Todos, sea cual sea nuestro nivel de entrenamiento físico, hemos oído alguna vez esta afirmación. Sin embargo, en los últimos años numerosas investigaciones la han dejado sin validez alguna. Y es que los científicos han descubierto que el llamado estiramiento estático disminuye el rendimiento deportivo sin reducir sustancialmente las posibilidades de lesionarse. Además, según un estudio de la Universidad de Zagreb, los estiramientos reducen la fuerza de los músculos en casi un 5,5%. Lo recomendable, según los expertos, es realizar lo que se llama calentamiento dinámico: es decir, correr, saltar, etcétera.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
El azúcar en los niños causa hiperactividad

La idea de que los alimentos pueden impactar en el comportamiento la introdujo en 1973 el alergólogo Benjamin Feingold, quien diseñó una dieta basada en historias de los padres de sus pacientes, que aseguraban que el azúcar ponía a sus hijos inquietos e irritables. Varios estudios posteriores han demostrado que estas observaciones eran subjetivas”, asegura José Luis Morales, Jefe de Pediatría del Gregorio Marañón. Es más, según una investigación reciente de la Universidad de Swansea, en Reino Unido, ciertos niveles de azúcar les ayudan a concentrarse.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Debes hacer caca una vez al día

Hacer de vientre, popó… La obsesión heredada de nuestros mayores por hacer caca a diario, no tiene un fundamento científico que la avale. “Se considera un ritmo intestinal normal hacer entre tres deposiciones diarias y tres semanales, aunque en los niños varía en función de su edad y el tipo de alimentación”, dice el doctor Menchen Viso, gastroenterólogo del Hospital Gregorio Marañón de Madrid.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Ingerir antioxidantes te alarga la vida

Nuestro cuerpo fabrica antioxidantes contra los radicales libres de forma natural. “Pero no son malos en sí mismos. Por el contrario, son necesarios para el organismo siempre que estén en equilibrio. Para ello, lo mejor es consumir frutas y verduras a diario, que tienen antioxidantes en pequeñas dosis y estimulan a los naturales. Por el contrario, su consumo indiscriminado es contraproducente, pues frena su producción”, dice Jesús Fernández Tresguerres, del Centro Nacional de Investigación en Envejecimiento.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Si tienes los mocos verdes, toma antibiótico

Cuando tenemos una infección, el cuerpo envía glóbulos blancos de los llamados neutrófilos para combatir a los gérmenes, y cuando una enzima de los neutrofilos se mezcla con las células sanas en la nariz, el moco cambia de color. Por tanto, cuando se tornan verdes, efectivamente, podríamos deducir que hay infección. Pero no necesariamente tiene que ser una infección bacteriana (que necesitaría antibiótico), sino que habitualmente suele ser vírica; en cuyo caso solo podríamos dejar que siguiera su proceso de siete días y aliviar síntomas.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Si te tragas ese chicle, se te pegarán las tripas y tardarás años en echarlo

Seguro que tú mismo te habrás sorprendido amenazando a tus hijos con esta frase. Sin embargo, para los expertos no hay duda de que es falsa. “La verdad es que el chicle no es digerible. Como en el caso del papel, nuestro organismo no lo absorbe a través del sistema digestivo y simplemente lo expulsa. Pero es un producto inocuo. Si fuera tan peligroso, no se les vendería a los niños”, explica José Luis Morales, Jefe de Pediatría del Gregorio Marañón.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Para conciliar el sueño, toma leche caliente antes de acostarte

La leche contiene un aminoácido, el triptófano, precursor de la hormona que induce el sueño, la melatonina. Aunque, para que nos provocase el efecto deseado, tendríamos que tomar además otros alimentos más ricos en este compuesto, como galletas de cereales o pavo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Los solteros tienen mejor vida sexual que los casados

La próxima vez que te esgriman este argumento para defender la soltería, utiliza tú el siguiente: según un estudio de la Universidad de Chicago, las parejas casadas tienen más relaciones sexuales que sus pares solteros. De hecho, según sus datos, tienen entre un 25 y un 30% más de vida sexual según la edad. En la media, el 43% de los hombres casados tienen relaciones sexuales dos o tres veces por semana frente a solo el 26% de solteros con esta frecuencia.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
No hagas que te crujan los dedos, porque produce artritis

Si eres de los que tienen este hábito, seguro que más de una vez has sido avisado de lo perjudicial que es para la salud. Pues, aunque te pretendan convencer de lo contrario, este gesto no produce artritis. Lo afirma el médico Fonald Unger en un estudio publicado en 1998 en la revista Arthritis and Rheumatism. El propio investigador hizo que los dedos de la mano izquierda crujieran durante 50 años, al menos dos veces al día (como resultado de un trastorno obsesivo compulsivo). Pues tras cinco décadas de estudio, no apareció ni rastro de artritis en sus manos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Deberías comer y vivir como el hombre de las cavernas

Científicos de la Universidad de Emory, en Atlanta (EEUU), afirmaban en 1985: “Aunque nuestros genes casi no han cambiado en los últimos 50.000 años, nuestro estilo de vida y nuestra dieta lo han hecho de manera radical”. Y esta filosofía ha puesto de moda la llamada paleodieta, basada en comer caza, pescado, fruta, frutos secos, verduras y legumbres. Sin embargo, la idea de base no es cierta; nuestros genes sí han ido evolucionando para adaptarse a nuestra dieta. El ejemplo más claro es la capacidad para digerir leche en la edad adulta. Y según una investigación reciente publicada en The Lancet, nuestros antepasados no estaban tan sanos como creemos, pues ya padecían aterosclerosis (depósitos de grasa en las arterias).

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Los tratamientos con plantas naturales son inofensivos

Aunque en muchos casos se trate de remedios milenarios, por el hecho de ser naturales no dejan de tener efectos secundarios. Por ejemplo, la Kava, popular por su efecto ansiolítico, se ha demostrado que es tóxica para el hígado. También el extracto de hojas de Ginkgo biloba, que se recomienda como tratamiento para la demencia, causa dolores de cabeza, diarrea y algunas reacciones alérgicas.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Debes desintoxicar tu cuerpo

Pesticidas, contaminantes, etc. En abril de este año, un informe de la OMS aseguraba que hay unos 800 productos químicos a nuestro alrededor que podrían interferir, por ejemplo, con nuestros receptores hormonales. Aunque estos datos nos alarmen, resulta que nuestro organismo tiene métodos naturales para librarnos de esas toxinas, así que la mayoría de estos productos tóxicos los expulsamos en cuestión de horas. Además, según el fisiólogo Jesús Fernández Tresguerres: “Si alguién lo necesita, se le va a poner un tratamiento de desintoxicación específico. Pero decir que todos lo necesitamos es un error”.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Tápate la cabeza, que es por donde más calor pierdes

La creencia asegura que entre el 40 y el 45% del calor corporal se va por la cabeza. Sin embargo, según la investigación de Thea Pretorius, de la Universidad de Manitoba, en Canadá, que introdujo a voluntarios en una piscina de agua helada, en situaciones de frío perdemos calor por todas partes en el mismo porcentaje, y por la cabeza no más de entre el 10 y el 15%.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Los secadores de manos por aire son más higiénicos que el papel

La creencia de este mito fue lo que hizo que en los baños públicos se instalara este tipo de aparatos. Sin embargo, una investigación del biólogo molecular Keith Redway, de la Universidad de Westminster, ha demostrado lo contrario. Según sus pesquisas, los secadores por aire aumentan la presencia de gérmenes en un 255%, debido a que el aire dentro de estas máquinas está muy lejos de ser estéril. Para Redway, estos secadores son en realidad un foco de esparcimiento de gérmenes, con lo que el papel es más saludable, sin lugar a dudas. Además de eficaz: otro estudio asegura que a los 15 segundos de secarnos con papel, tenemos el 99% de las manos secas. Mientras que con los secadores por aire necesitamos 45 segundos para conseguir el mismo resultado y la mayoría de nosotros solo aguantamos 17 segundos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Para acabar con el hipo, lo mejor es un susto

Según las últimas investigaciones, el hipo es un vestigio evolutivo que conservamos de cuando debíamos aguantar bajo el agua y teníamos que ser capaces de cerrar la glotis o la entrada de los pulmones. La mayoría de los remedios para este molesto gesto, incluido el del susto, no tienen una investigación científica que los avale. Solo el de tragar una cucharadita de azúcar dispone de un estudio, publicado en The New England Journal en 1971, que asegura su eficacia, pero solamente en el 20% de los casos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
No salgas con el pelo mojado, que te vas a resfriar

¡Otro mito de las abuelas desmentido! Aunque te parezca mentira, resulta que un equipo de la Unidad de Estudios del Resfriado de Salibury, en Inglaterra, lo ha investigado. Expuso a un grupo de voluntarios al virus de la gripe y puso a la mitad de ellos al resguardo, en un lugar cálido, y al otro en medio de un pasillo y con el pelo y los calcetines empapados durante media hora. El grupo de los mojados no enfermó más que el seco. Y es que, según sus conclusiones: “Sentir frío no afecta al sistema inmunitario”. Algo que avalan los doctores Carrol y Vreeman en su libro No te tragues el chicle, sobre mitos de la salud en el que aseguran: El frío no nos hace resfriarnos. Esta creencia se debe a que, cuando hace más frío, pasamos más tiempo en interiores, donde es más fácil contagiarse con gérmenes".

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Come frutas y verduras frescas, que son más sanas que las enlatadas

Si las frutas y vegetales, supuestamente frescos, han pasado mucho tiempo en nuestra nevera o en el camino hasta nuestra despensa, es posible que hayan perdido gran parte de sus vitaminas. Sin embargo, las que consumimos en conserva o congeladas “se enlatan según un proceso que permite conservar el gusto y sus cualidades nutricionales”, asegura José Luis Morales, Jefe de Pediatría del Gregorio Marañón.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
No te estreses o te saldrá una úlcera

Los médicos pensaban que una úlcera péptica, una especie de llaga en el revestimiento del estómago o el duodeno, se debía a un exceso de comida picante y a altos niveles de estrés. “Ahora sabemos que la causa más común es una infección por la bacteria denominada Helicoter pylori, y que un factor que sí aumenta la posibilidad de padecerla es el uso de aspirina, ibuprofeno o antinflamatorios”, dice el doctor José Luis Morales.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Para no resfriarte, toma vitamina C

Efectivamente, estar dotados de suficiente vitamina C es fundamental para nuestra salud. Pero no para evitar un resfriado, sino para no adquirir escorbuto o rinorrea. Parece que el origen de este mito procede de un estudio de Linus Pauling, premio Nobel de Química, que después ha sido desmentido una y otra vez. Esta vitamina no sirve ni para prevenir el resfriado ni para paliar sus síntomas, como también se nos ha hecho creer a menudo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Tienes que beber ocho vasos (o dos litros) de agua al día

Nadie sabe muy bien de dónde procede esta idea, pero la verdad es que durante mucho tiempo se ha considerado una verdad irrefutable. En junio, investigadores de la Universidad de Trobe en Melbourne (Australia) aseguraron que, según sus pesquisas, estamos bebiendo demasiada agua. “Se trata de una malinterpretación, ya que en realidad la sugerencia se refiere a la cantidad de líquido total que debemos tomar incluyendo aquí café, zumos, té e incluso el agua que contienen los alimentos”, precisaba el estudio. Además, la cantidad de líquido a consumir debe adecuarse siempre a la temperatura y a la actividad física que estemos realizando.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
No te pongas bizco, que te quedarás así

Cuando este gesto se convierte en involuntario y continuo es debido a que estos músculos registran niveles distintos de fuerza (uno tiene más fuerza o está más débil que el otro). Esto es lo que se denomina estrabismo y suele ser congénito”, asegura el presidente de la Sociedad Española de Oftalmología, Luis Fernández-Vega. En el bizqueo voluntario, sin embargo, se fuerzan los músculos oculares solo durante unos segundos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Consultas