El hombre que oye colores

Y otros héroes reales futuristas

image

Las conferencias TED son el punto de encuentro de las personas que están transformando el mundo con sus ideas. En la última edición de TED Global Edinburgh, Quo fue invitada especial. Esto es lo que encontramos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Neil Harbisson | Artista ciborg sonocromático

“No me visto para estar guapo, sino para sonar bien”

Este británico irlandés nació en Mataró sin la capacidad de ver los colores, pero un sensor en su cabeza los convierte en tonos musicales para que él pueda oírlos. Su fundación ayuda a aumentar los sentidos de cualquier persona.

P ¿Cuándo surgió la idea de ser un ciborg?
R Cuando estaba estudiando composición musical en Inglaterra asistí a una conferencia de Alain Montandon. Fui a hablar con él y le propuse un proyecto para extender mis sentidos. Al cabo de un tiempo ya no notaba la diferencia entre el sensor, el software y mi cerebro, y es cuando realmente me sentí como un ciborg.

P ¿Cuáles son vuestros otros proyectos?
R Por ejemplo, saber la velocidad a la que caminas y se mueven los objetos delante de ti. Esto te permite percibir movimiento sin usar los ojos, con unos pendientes electrónicos muy discretos en las orejas.
Otro proyecto incorpora una brújula en el cuerpo que vibra cuando miras al norte. También desarrollamos ojos electrónicos que leen las palabras que tengas delante. Esto permitiría a los ciegos leer un libro sin traducirlo a braille.

P ¿Es esto natural?
R La tecnología es una creación humana, e incorporarla en un cuerpo humano te convierte en más humano todavía. Son sentidos que otros animales tienen y nos permiten entender mejor la realidad.

Ellen Jorgensen | Bióloga molecular, propone hacer ingeniería genética en casa

“Este año secuenciaremos un genoma humano por 1.000 € en menos de un día”

Ingeniería genética en la cocina. ¿Cómo es posible? Solo los laboratorios tienen el instrumental necesario para microbiología, y eso cuesta millones, ¿verdad? Pues no. Ellen Jorgensen fundó un laboratorio comunitario en Brooklyn llamado Genspace, donde están haciendo con la microbiología lo mismo que Arduino con la robótica: ponerla al alcance de todo el mundo.


Durante la conferencia TED Global, el equipo de Jorgensen toma muestras de ADN de la boca de la gente. Después las hierven en una tetera doméstica, añaden unas enzimas y utilizan una máquina PCR que se puede comprar en internet por 500 euros para multiplicar el segmento buscado de ADN. Finalmente, usando una pequeña máquina de electroforesis que parece una videoconsola se pueden ver los genes.


¿Hasta dónde se puede llegar con un laboratorio casero? Un periodista lo usó para identificar al perro que estaba dejando sus “regalitos” en la acera, por su ADN. También es posible comparar los genes de la familia y encontrar parentescos entre las personas, o fabricar levaduras capaces de detectar contaminantes. 


Suena excitante, pero también arriesgado. ¿Va a salir de este laboratorio el próximo Frankenstein, o una enfermedad? “No es tan fácil crear un patógeno”, explica Jorgensen. La capacidad de la biotecnología para el bien supera con creces sus usos criminales.

Daphne Koller | Educadora

“Potenciar la creatividad y dar menos contenidos a los alumnos”

Esta profesora de la Universidad de Stanford tuvo una idea revolucionaria: poner gratis en internet las clases de las universidades más prestigiosas a través de su proyecto Coursera. Pero, al contrario que otras universidades, no se trata solo de grabar en vídeo a los profesores.

P Su proyecto ha sido pionero.
R Son cursos interactivos, en los que la gente puede trabajar con los materiales y con otros estudiantes, enviar trabajos, recibir notas y un certificado al final. Es la primera vez que se hace algo así.

P ¿Costó trabajo convencer a universidades tan importantes?
R Al contrario, estaban entusiasmadas. Recibimos mucho apoyo institucional, tanto de fondos como animando a los profesores a publicar sus cursos en internet.

P Los precios de la universidad suben exponencialmente.
R No es sostenible. Hace la educación inalcanzable para muchas personas que la necesitan. La única solución es reducir los costes usando la tecnología.

P ¿Cuál es la pieza que falta entre la parte emocional de la educación y la transmisión de conocimiento?
R Hay cosas que no se pueden reproducir, como los encuentros al azar con otras personas, las conversaciones. Pero en otros aspectos, los medios electrónicos lo hacen mejor. Por ejemplo, podemos enviar una pregunta desde la oficina y en media hora alguien la responde en otra parte del mundo.

P ¿Sobrevivirá la universidad?
R Sí, pero tiene que cambiar. Las universidades que ven la educación como reunir a los estudiantes en un auditorio y dejar que el profesor les de una charla durante una hora van a perder el interés de la gente.

P ¿Hay un impacto en el mercado de trabajo?
R Claro que sí. Nuestros estudiantes están consiguiendo puestos de trabajo usando los certificados no oficiales de Coursera.

Andreas Schleicher | Director del programa PISA de la OCDE.

“La calidad de la educación nunca puede superar la de los profesores”

Después de 12 años y cuatro  estudios PISA (Programa para la Evaluación Internacional de los Alumnos, por sus siglas en inglés) ya nadie duda de la validez de estos informes. Los resultados son noticia en todo el mundo. Su creador, Andreas Schleicher, deja caer datos como bombas. Todo lo que pensabas sobre la educación está probablemente equivocado.

P ¿Cuál es la receta de una educación de calidad?
R Lo primero es tener ambición, no aceptar el fracaso. Segundo, tener un buen sistema de apoyo. Hay que personalizar la experiencia educativa, y para eso hace falta un entorno de trabajo diferente para los profesores. La educación no puede mejorar con esa idea de que los profesores son como operarios de una cadena de montaje.

P ¿Tiene que ver la calidad con el gasto?
R El dinero explica menos del 20 por ciento de los resultados. Por ejemplo, Corea y Luxemburgo gastan lo mismo en educación.
En Corea tienen clases muy numerosas, pero contratan a los mejores profesionales para la enseñanza. Luxemburgo prefiere tener clases reducidas, que es muy caro, así que los profesores no están bien pagados. Corea está entre los primeros, y Luxemburgo no.

P ¿Por qué Finlandia tiene tan buenos resultados?
R Diseñó e implantó el sistema más igualitario y llevó a los profesores mejor preparados a las aulas más conflictivas. Puso a los mejores directores en las peores escuelas. Eso creó un sistema mucho mejor y más equitativo.

P ¿Qué pasa con España?
R Los profesores no tienen malos sueldos, pero su profesión no está bien considerada. España no ha puesto a la calidad en el centro, creando un entorno en que los profesores puedan colaborar entre sí y desarrollar su carrera.

Dan Tapscott | Futurista

“Internet reduce el coste de la disidencia, la rebelión e incluso la insurrección”

Dan Tapscott ve venir los cambios antes que nadie. “Estamos en un punto de inflexión en la historia”, afirma. La nueva generación conectada es la protagonista: “Los jóvenes no temen a la tecnología, igual que yo no tengo miedo del frigorífico”. La tecnología permite la colaboración a gran escala, tanto para los negocios como para los gobiernos.


En una era en que todo se puede copiar, los mayores beneficios vienen de compartir. “A la industria discográfica no le funcionó denunciar a la gente”, explica. Lo mismo ocurre con la industria farmacéutica cuando caducan sus patentes: “Necesitan compartir sus investigaciones y datos clínicos, y así generar beneficios para todos”.


La otra cara de la colaboración es la transparencia para las empresas y los gobiernos. “Wikileaks es solo el principio. El sol es el mejor desinfectante”, añade Tapscott. Pero también ve los problemas: modelos anticuados, intereses económicos y gobiernos opresivos. En la revolución de Túnez, los jóvenes manifestantes localizaban a los francotiradores con sus teléfonos móviles. “¿Crees que las redes sociales son para ligar? Para esos jóvenes son un arma militar.”
Para Tapscott no hay vuelta atrás: “Tengo muchas esperanzas de que este mundo conectado que heredarán nuestros hijos será mejor”.

Clay Shirky | Teórico de las redes sociales

“Al poner muchas ideas en circulación, haces cambiar a la sociedad”

Clay Shirky es el autor de Aquí viene todo el mundo, un libro sobre la colaboración de las personas en red, que permite que florezcan obras como Wikipedia, imposibles de crear de otro modo. Pero ¿se pueden aplicar estos métodos para mejorar la democracia?


“Los nuevos medios traen más caos, no menos”, explica. “La gente pensaba que la imprenta ayudaría a la hegemonía de la Iglesia católica en Europa, pero en lugar de eso llegaron Martín Lutero, sus tesis y la guerra de los 30 años.” Sin embargo, no todo es confrontación; hay que fijarse en los programadores.


Para crear su código, los programadores limitaban el acceso a las versiones. Es lo que ocurre en grandes empresas como Microsoft y Abobe. Sin embargo, cuando Linus Torvalds creó el sistema operativo Linux, también proporcionó una herramienta para colaborar llamada Git. Un sistema donde cualquiera puede tocar el código.


En Git no hay una jerarquía, todos colaboran para añadir nuevas funciones a los programas y corregir errores. Todas las versiones se guardan, para que no se pierda nada. El resultado es mucho más eficiente que los métodos de programación tradicionales, y mucho más innovador. Constantemente se están incorporando nuevas ideas de personas que viven en cualquier lugar del mundo.

¿Sería posible aplicar el mismo sistema a la redacción de leyes en los gobiernos? “Me gustaría decir que la innovación es inevitable, pero no lo es. Las personas que tienen el poder legislativo no experimentan con la participación”, dice Shirky. “Están experimentando con la transparencia, pero eso solo es en una dirección.”

Usar los sistemas de colaboración del código abierto para discutir y redactar las leyes podría hacer avanzar la democracia y abrir la participación a los ciudadanos. “¿Vamos a dejar que los programadores se los queden para ellos solos?”, pregunta Shirky a una audiencia totalmente entregada.

Ramesh Raskar | Femtofotógrafo que captura la velocidad de la luz.

“Podemos sacar fotos de la luz en movimiento”

El profesor del MIT Ramesh Raskar muestra un vídeo de una botella de Coca-Cola, en el que se ve cómo la luz la va atravesando lentamente de un extremo a otro. Cuando se dan cuenta de lo que están viendo, algunas personas se atragantan. Es un rayo de luz en movimiento. “Esto ocurre en menos de un nanosegundo, lo hemos ralentizado 10.000 millones de veces”, dice Raskar.


La cámara de Ramesh Raskar toma una imagen cada milbillonésima de segundo. Esto es ultra cámara lenta, tanto que se pueden contemplar los rayos de luz propagándose. En realidad no se puede ver el rayo como tal, pero sí su reflejo en los objetos, como la botella.Otro uso de esta cámara es observar la luz doblando las esquinas. ¿Cómo es posible? Los pulsos de luz reflejados en diferentes partes de los objetos recorren distancias diferentes, y por tanto llegan a la cámara en diferentes momentos. Midiendo estos minúsculos retrasos se puede reconstruir la forma de lo que se oculta detrás de un muro u otro obstáculo.


Aún falta tiempo para que esta tecnología salga del laboratorio, pero las posibilidades son ilimitadas. Los coches podrán evitar colisiones, incluso sin tener visibilidad. Nuevas imágenes del cuerpo humano ayudarán al diagnóstico de enfermedades.

Marc Goodman | Experto en seguridad del futuro

“Controla el código y controlas el mundo. Eso nos espera”

Mientras la policía aún usa máquinas de escribir, los narcos tienen redes propias de telefonía móvil. Este antiguo policía de Los Ángeles trabajó con Interpol y estudia el cibercrimen en todo el mundo, desde las armas de fuego que se fabrican en casa con impresoras 3D hasta los virus personalizados para matar exclusivamente a una persona determinada.

P ¿La gente se preocupa lo suficiente del cibercrimen?
R Los criminales y terroristas son muy innovadores. Si no actuamos ahora, será más difícil en el futuro.

P ¿Quiénes están más avanzados, los policías o los criminales?
R Hay personas con talento en los dos lados, pero para la policía es como pelear con una mano atada a la espalda: tenemos que obedecer las leyes, conseguir órdenes de registro, procedimientos judiciales… Además, con la crisis la policía recibe menos recursos, menos personal y menos comisarías.

P El cibercrimen es global. ¿Hay cooperación entre países?
R No hay acuerdos globales sobre el cibercrimen. En la Unión Europea hay una convención que han firmado 40 países, pero se han quedado fuera Brasil, Rusia y China. No hay instrumentos legales. Otras naciones únicamente se ocupan del cibercrimen desde el punto de vista de la propiedad intelectual, centrándose en las películas y la música pirateadas.


P ¿Qué es exactamente el Instituto del Crimen Futuro?
R Una organización sin ánimo de lucro que fundé hace unos años para investigar las nuevas formas de criminalidad e intentar adelantarnos a lo que está por venir y prepararnos para ello. Trabajamos en colaboración con gobiernos y fuerzas de seguridad.

P ¿Qué hace ahora?
R Me cansé de vivir en un avión, y ahora doy clases en la Universidad de la Singularidad, situada en Silicon Valley (California, EEUU). Mis alumnos estudian disciplinas como cibernética y nanotecnología, y yo les animo a que reflexionen sobre cómo van a afectar los avances que se producen en ellas a la seguridad en el futuro.

Jonathan Trent | Investigador en biocombustibles

“No es fácil y no hay tiempo, pero hace  falta más integración que innovación”

Imagínate un programa secreto de la NASA para acabar al mismo tiempo con los problemas de energía y con el calentamiento global. Puede sonar a ciencia ficción, pero Johnathan Trent está trabajando para hacerlo realidad. Su arma: enormes bolsas de plástico llenas de agua sucia.


“La parte económica es difícil, a no ser que pienses en un sistema integrado: tratar aguas residuales, generar combustible líquido, energía solar, comida con acuicultura y más cosas”, dice Trent.


Su proyecto se llama Omega, y la idea es fabricar enormes bolsas de plástico y rellenarlas con aguas residuales de las ciudades, dejando que las algas crezcan en su interior. Las bolsas flotan en el mar, donde las algas absorben CO2 (reduciendo el efecto invernadero) y producen oxígeno.


Las algas se pueden usar para fabricar biocombustibles, con un rendimiento mucho mayor que la soja y el maíz, sin ocupar tierra arable. Los residuos caen al fondo marino y sirven de comida para los peces, lo que permitiría poner una granja marina bajo las bolsas.

Gabriella Coleman | Antropóloga y experta en la red de hackers Anonymous

“Anonymous reacciona con mayor fuerza ante la amenaza a la libertad en internet”

Anonymous no tiene líderes, ni oficinas, ni planes conocidos. Pero es una fuerza poderosa que ataca de forma espontánea, encargando miles de pizzas sin pagar a nombre de la Iglesia de la cienciología y hackeando la página de la CIA, en lo que ellos definen como “hijoputez ultracoordinada”. Después de años de estudiarlos, Coleman aún no sabe quiénes son Anonymous.

P ¿Cómo son los hackers?
R No hay una cultura común. Les encanta estar en desacuerdo y tienen opiniones muy fuertes. Lo interesante de la tecnología es que supera las diferencias entre países, pero también permite crear comunidades de nicho, con intereses muy concretos.

P ¿Cómo afectan estos movimientos a la política y a los cambios que son ahora necesarios?
R La tecnología sirve para sacar a la luz los problemas, pero no puede solucionarlos por sí sola. Eso necesita años de trabajo con las instituciones que existen. Es lo interesante del movimiento open source. No intentó cambiar las leyes de copyright, sino crear una alternativa. Cuando crezca lo suficiente, el copyright será irrelevante.

P ¿Ves el futuro interesante o más bien terrorífico?
R Las dos cosas. A la hora de crear marcas o contenidos, las barreras de entrada son más bajas, pero también hay una fragmentación de la atención que puede ser mala porque dificulta más los cambios.

P La policía española salió en televisión diciendo que había capturado a la cúpula de Anonymous. ¿No han entendido nada?
R Exactamente.

Mina Bissell | Investigadora, abre una nueva vía para curar el cáncer más allá de las células

“Si cambiamos la arquitectura, la célula cancerosa piensa que es una célula normal”

Esta investigadora de origen iraní descubrió que todos tenemos multitud de células cancerosas, pero no se manifiestan. La pregunta es: ¿por qué unas células forman tumores y otras no?
“En diferentes contextos, las células hacen cosas diferentes”, dice Bissell.

En el curso de sus experimentos, trabajó con las células mamarias de los ratones. “Si tomas células mamarias y las pones aisladas en una placa, en tres días ya no producen leche. Se les ha olvidado”, explica frente a una foto microscópica.


Si al eliminar el entorno, las células se olvidan de su comportamiento, al revés también debería funcionar. En un experimento revolucionario, Mina Bissell puso células mamarias cancerosas, que por sí solas formaban un tumor, en una matriz celular que las colocaba igual que en una glándula mamaria sana. Allí empezaron a comportarse de forma normal y a dar leche.


Las células cancerígenas “durmientes” no se manifiestan porque están en el entorno adecuado. Cuando el sistema inmunitario está deprimido por el estrés crónico o daños a los tejidos, los tumores pueden desarrollarse.


La cura del cáncer todavía tardará en llegar, pero el
trabajo de Mina Bissell supone un gran paso adelante. “No seáis arrogantes”, aconseja a la audiencia. “La arrogancia mata la curiosidad y la pasión.”

Massimo Banzi | Gurú del hardware

“No necesitas permiso de nadie para construir algo genial”

Massimo Banzi necesitaba un ordenador muy simple para que sus estudiantes del Instituto de Diseño Interactivo pudieran crear sus propios gadgets. En colaboración con David Cuartielles, un profesor español, creó Arduino, un ordenador de 20 euros que puede hacer tuitear a las plantas y controlar robots.

P La mayoría de la gente quiere una tecnología simple, pero con Arduino hay que fabricarla. ¿Son dos tipos de personas?
R En realidad, solo hay personas a quienes les gusta explorar y hacer sus propios proyectos. Alguien ha fabricado con Arduino una silla que tuitea cada vez que alguien se (ejem) tira un pedo sobre ella. Parece tonto, pero ¿y si alguien añadiera unos sensores a la silla para controlar la salud de las personas? ¿Y si pudieras comprar ese sensor y ponerlo en tu silla? Es un proceso; quienes crean los proyectos están explorando espacios que otros o ellos mismos pueden convertir en productos ya terminados.

P Es decir, que Arduino ya está creando riqueza.
R En cierto sentido, sí. Pero la comunidad Arduino también tiene mucho de reciclaje, de encontrar nuevos usos para cosas viejas y, en lugar de ir a la tienda a comprar algo, crearlo tú. Y la gente que hace esto no solo está en Silicon Valley, sino en todo el mundo.


P ¿Las grandes compañías se oponen a este tipo de tecnología?
R Grandes empresas, como Telefónica en España, se están dando cuenta de que trabajando con la comunidad Arduino pueden avanzar en I+D de formas que no habían contemplado. Hemos desarrollado con ellos un módulo de teléfono GSM que se puede conectar y controlar desde Arduino. Eso permite, por ejemplo, controlar la calefacción de casa con un SMS.

P ¿Algún consejo para iniciarse?
R Busca en nuestra web un proyecto que despierte tu imaginación y tus ganas de poner tu propia idea en práctica. También es una buena forma de jugar con tus hijos y aprender con ellos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Personajes