Papá Noel se lía y deja un cocodrilo en un jardín australiano

La Policía ya está intentando dar con la respuesta a cómo consiguió llegar hasta allí. Ya ha sido capturado. 

Es cierto que en Navidad la cara suele ser siempre de sorpresa al encontrar lo que esperabas debajo del árbol y si encima han acertado la reacción es mucho mejor. Pero, ¿y si aparece en tu jardín algo que no habías pedido, como un cocodrilo? Es lo que le ha pasado a una pareja de Melbourne, cuando al despertar se toparon con este enorme reptil en la puerta de su casa. Papá Noel no estuvo muy acertado cuando pasó por Australia y dejó este animal libre y andando a sus anchas en su jardín lo que desató el miedo en la zona de Heidelberg Heights. ¿Cómo había podido llegar hasta allí?

El cocodrilo medía 1 metro y es de agua salada, pero no se sabe cómo llegó hasta allí. Cuando la pareja contactó con la Policía para alertarles se mostraron escépticos de que lo que fueran a encontrarse fuera realmente lo que describían. ¿Quizá un lagarto muy grande? Pues no, se trataba de un cocodrilo y era necesario capturarlo. Para ello, tuvieron que recurrir a un cazador de serpientes, Mark Pelley, quien se encargó de retenerlo hasta que llegó al lugar un equipo del Departamento de Medio Ambiente para llevárselo.

Por el momento, se desconoce la procedencia de este reptil gigante, así que nos da que Santa ha tenido un problema con las cartas de este año y hay alguien esperando un cocodrilo en otra parte del mundo. Esperemos que consigan dar pronto con la solución.

Fuente: The Guardian

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Curiosidades