Malaspina y el efecto Fukushima

La expedición estudia sus efectos

Los científicos a los que ya conocemos por la expedición oceanográfica Malaspina, desvían su camino por una temporada hacia una nueva aventura: estudiar el impacto de la radiactividad de Fukushima en las aguas del Pacífico Central. Para ello, tendrán que tomar muestras de plancton, aire y agua con el fin de encontrar algún tipo de rastro radioactivo.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

La expedición Malaspina, liderada por el director del CSIC, Carlos Duarte, en la que le acompañan más de 400 científicos internacionales, fue presentada hoy 7 de abril en Sidney.

Los expedicionarios, que desde el día 30 de marzo se encuentran en la ciudad australiana, tomarán rumbo mañana hacia Nueva Zelanda, donde en Auckland, estudiarán las propiedades y composición del océano sur para comprobar el "impacto Fukushima".

Por ahora, en los cuatro meses de expedición del Hespérides, se han recogido miles de muestras de plancton, aire y agua tanto en la superficie, como a 5000 metros de fondo marino.

Si quieres saber más no te pierdas: Así es la piel del mar

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Naturaleza