La JAXA, Agencia Espacial Japonesa enviará un robot transformer a la Luna. Llegará en forma de pelota, y al alunizar, se desplegará

Foto superior: Robot lunar transformable (izquierda: antes de la transformación, derecha: después de la transformación)

Tamaño: aprox. 80 mm de diámetro (antes de la transformación)

Entre el mini helicóptero Ingenuity de la NASA que aún vuela en Marte, y el robot transformer que la JAXA planea llevar al espacio, va a estar difícil elegir juguete esta Navidad. Ambos son sofisticadísimos robots capaces de rastrear territorios extraterrestres, ambos representan un desafío tecnológico.

El robot transformer que la agencia japonesa enviará a la Luna es una esfera que tendrá un tamaño aproximado de 80 mm de diámetro y un peso de unos 250 gsimilar a una naranja.

Este aparato puede cambiar de forma, viajará en “modo pelota”  para ocupar menos espacio en el ‘lander’, pero una vez activado en la superficie de la Luna, se abrirá y se transformará en un cilindro con ruedas laterales.

Será un robot ultracompacto y ultraligero que puede atravesar el duro entorno lunar mediante el empleo de las tecnologías de miniaturización de la empresa TOMY y la Universidad Doshisha, las tecnologías de control de Sony y las tecnologías de desarrollo para manejar el entorno espacial de JAXA.

El robot tiene una función para transformarse después de llegar a la superficie lunar, lo que contribuye a una reducción de volumen durante el transporte a la Luna. Por lo tanto, se espera que también juegue un papel activo en futuras misiones de exploración lunar.

Su misión es tomar datos del polvo lunar, conocido como regolito, para poder conocer a fondo cómo serán las condiciones en las que tendrá que desplazarse el primer vehículo lunar Toyota que llegará a la luna.

El minirover transformer llegará a la luna en 2022 dentro del ‘lander’ lunar HAKUTO-R.

Los datos recopilados ayudarán al diseño del rover presurizado que están diseñando para su próxima misión a la Luna. Ese vehículo será tripulado y tendrá que desplazarse por un entorno único; la gravedad es una sexta parte de la de la Tierra y la superficie está cubierta por regolito, arena en la Luna.

Preparando el terreno para el primer Toyota en la Luna

Para el desarrollo del rover presurizado con tripulación que comenzó en 2019, es fundamental saber cuál será el efecto del regolito en su desplazamiento, sobre todo, cómo puede afectar a los sistemas de conducción autónoma, de ahí que sea tan importante la toma de datos previa. El robot transformer llegará a la superficie lunar a bordo del módulo de aterrizaje lunar de ispace que se lanzará en 2022.

Los datos obtenidos por el robor Transformer servirán a la JAXA para el desarrollo del vehículo presurizado que prevé poner en la Luna en  2029. De momento, la imagen solo es un prototipo, pero ya es posible hacerse una idea de su sofisticación. Toyota participa en el desarrollo. Es un vehículo de seis ruedas en el que podrán ir dos pasajeros, durante una distancia de  10.000 kilómetros en velocidad crucero mientras transita sobre el suelo lunar.

modulo lunar Toyota

Prototipo del vehículo lunar desarrollado por la Agencia Japonesa del Espacio y Toyota.

El Toyota Space Mobility concept tendrá aproximadamente el tamaño de dos minibuses, con 13 metros cuadrados de espacio habitable, y los astronautas a bordo podrán quitarse los trajes dentro del vehículo mientras exploran. Y, como algo extraordinario, aterrizará en la luna antes de que llegue la expedición humana, y viajará de forma independiente para encontrarse con ellos.

Te puede interesar: