Aumentar el precio del tabaco salvaría de la pobreza a millones de personas

Según expertos salvaría unas mil millones de vidas

image
Se habla de un incremento del 50%. Crédito imagen: Lindsay Fox

De acuerdo con un reciente estudio publicado en The British Medical Journal, aumentar el precio de los cigarrillos ahorrarían a millones de personas la pobreza extrema y la mala salud en todo el mundo, al tiempo que reducirían los costes de tratamiento sanitario.

El análisis, liderado por Prabhat Jha, concluye que aquellos con menores ingresos se beneficiarían de los precios más altos de los cigarrillos. Al examinar a 500 millones de fumadores en 13 países, los expertos descubrieron que un aumento del 50% en el precio de los cigarrillos daría lugar a que 67 millones de hombres dejaran de fumar, con el mayor beneficio en aquellos con bajos ingresos.
Este incremento también llevaría a 15,5 millones de hombres a evitar gastos de salud catastróficos en los siete países estudiados que no tienen cobertura universal de salud. Esto provocaría que 8,8 millones de hombres que evitaran la pobreza extrema, la mitad de los cuales están en el grupo de ingresos más bajos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo

"Nuestro estudio – explica Jha en un comunicado – desacredita la narrativa actual de que los precios más altos de los cigarrillos impactarían negativamente a los más pobres entre nosotros. Este análisis muestra lo contrario: un precio más alto alentaría al abandono del tabaco, conduciría a una mejor salud y ahorraría dinero principalmente a los sectores más desfavorecidos”.

Los mayores costes de tabaco también beneficiarían a los hogares en todo el mundo, con alrededor de €140 mil millones de ahorro para tratar las cuatro principales enfermedades atribuibles al tabaco: enfermedad pulmonar obstructiva crónica, los accidentes cerebrovasculares, dolencias cardíacas y cáncer.
“A pesar de una mayor conciencia de los riesgos – concluye Jha –, si no desviamos las tendencias actuales, fumar será responsable de mil millones de muertes en el siglo XXI. La mayoría de estas serán en países de bajos y medianos ingresos”.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Noticias