Reconstruyen el ADN de un hombre…sin su cuerpo ni muestras de tejido

Se trata de un islandés que murió en 1827

image
La reconstrucción del ADN fue posible gracias a la particuar historia de Hans Jonatan

Un equipo internacional de investigadores dirigido por un grupo de deCODE Genetics, una compañía biofarmacéutica en Islandia, ha recreado en parte el ADN de un hombre que murió en 1827. Lo sorprendente es que lo han conseguido a pesar de no tener un cuerpo del cual extraer muestras de tejido. En su artículo publicado en la revista Nature Genetics, el equipo, liderado por Agnar Helgason describe la reconstrucción de "una parte considerable" del ADN original del hombre mediante el estudio de muestras de ADN de sus descendientes.

En un proyecto único, el equipo trabajó con información genética de personas que viven en Islandia para recrear el ADN de un hombre bien conocido en ese país debido a su particular historia. Hans Jonatan era un esclavo negro nacido en la isla de Saint Croix en 1784. Comprado por un agricultor danés, fue llevado por este a Dinamarca cuando el propietario comenzó a perder dinero en la isla. Al llegar a Europa, Hans Jonatan escapó, se unió a la marina danesa en las guerras napoleónicas. Más tarde fue atrapado y juzgado. La condena que se dictaminó fue regresarle a Saint Croix, pero una vez más Jonatan escapó, aunque esta vez lo hizo a Islandia. Allí fue recibido “con los brazos abiertos”, se casó y formó una familia cuyos descendientes, al menos algunos de ellos, aún viven. Todo esto hizo que su ADN fuera extremadamente único. Por si fuera poco, Islandia tiene una de las bases de datos genealógicas más extensas del mundo hoy en día: incluye datos de más de un tercio de la población total del país.

En el estudio, los investigadores aprovecharon la información genética para encontrar a los descendientes de Jonatan mediante el el análisis inicial de 788 descendientes y lo redujeron hasta una cifra más manejable: 182. Cada uno de los descendientes tenía una pequeña pieza del rompecabezas en sus genes. Después de mucho trabajo, el equipo de Helgason logró recrear una parte importante del ADN de Jonatan, en total un 38%, sin utilizar ningún tipo de tejido de él. Es la primera vez que se consigue algo así. La información reunida también les permitió rastrear algunos de los ancestros de Jonatan comenzando con su madre. Los autores especulan que su padre era europeo. Si bien los expertos señalan que su éxito solo fue posible debido a las particularidades del caso, también sugieren que su trabajo podría ser aplicable de otras modos, para completar los árboles genealógicos.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Noticias