Beso Anal

Por su enorme peso, parece imposible que los dinosaurios más grandes, como los diplodocus, pudieran montar a la hembra. Se cree que copulaban pegando sus traseros, para acoplar sus cloacas.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Ciencia