Vuelven transparente el cuerpo de un ratón

Una nueva e impresionante tecnología vuelve transparente el organismo de un cobaya muerto

Ratón invisible
Facebook

Una nueva técnica que hace que un ratón muerto se vuelva tan duro como el plástico y, al mismo tiempo, transparente, está proporcionando a los científicos la posibilidad (con una perfección sin precedentes hasta ahora) de estudiar como interactúan diferentes tipos de células en el organismo.

Esta técnica recibe el nombre de vDISCO, y ya ha revelado sorprendentes conexiones estructurales entre órganos, que muestran incluso el alcance de ciertas lesiones cerebrales que afectan al sistema inmune y al sistema nervioso. Lo que en el futuro podría servir de gran ayuda para tratar el daño cerebral provocado por el ictus.

Ya existían técnicas para volver transparentes a las cobayas, pero presentaban algunos problemas, que impedían que los marcadores fluorescentes utilizados para resaltarlas células, alcanzasen las partes más profundas de los órganos.

Para solucionar dichos impedimentos, la técnica vDISCO requiere sumergir el cuerpo sin vida del ratón en una solución orgánica para remover la grasa y los restos de pigmentos. Esto permite preservar la estructura de las células del ratón, incluso cuando se encoge hasta un 60%.

Para explorar las células del animal, los investigadores usan los llamados nanobodies, que son un tipo de anticuerpos que solo se encuentran en los organismos de las llamas, las alpacas y los camellos, y que son un tercio del tamaño de los anticuerpos moleculares de otras especies.

Los nanobodies pueden ser manipulados para adherirse a ciertas proteínas que solo se encuentran en determinados tipos de células. Y mediante unos marcadores fluorescentes de color verde, permiten que los investigadores puedan observar perfectamente dichas células.

Esta tecnología ha sido desarrollada por el laboratorio Ertürk de la Ludwig Maximilian University ofMunich. Y el vídeo que han preparado para presentarla es realmente espectacular. Aunque advertimos que también puede impresionar a algunas personas.

Fuente: Nature.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Ciencia