¿Cómo descubrir una estrella?

Con el trabajo de voluntarios

El proyecto Einstein@Home (Einstein en casa), se sirve de tiempo donado por ordenadores de oficinas y hogares para procesar una enorme cantidad de información que llega del espacio. El proyecto cuenta con más de 250.000 voluntarios de 192 países.

Entre ellos se cuentan Chris y Helen Colvin, de Iowa y Daniel Gebhardt, de la Universidad de Mainz, Alemania, quienes han descubierto un nuevo pulsar, una estrella de neutrones que emite radiación periódica, una suerte de faro del universo, entre toda la información procesada por el Observatorio Arecibo.

El pulsar, llamado PSR J2007+2722, es una estrella de neurotrones que gira 41 veces por segundo y se encuentra a 17.000 años luz en la constelación Vulpecula, curiosamente donde en 1967 se descubrió el primer pulsar: PSR B1919+21. Originalmente este pulsar se llamó LGM 1. Cuando Jocelyn Bell Burnell y Antony Hewish la descubrieron pensaron que, debido a su periódica emisión de radiación, se trataba de un mensaje de una civilización extraterrestre y de allí su nombre: Little Green Men: Pequeños Hombrecitos Verdes en inglés.

El líder del proyecto Einstein@Home, Bruce Allen, asegura que “es un momento increíble para los voluntarios de esta iniciativa. Ojalá esto inspire a más voluntarios para unirse y a los que ya forman parte de él a descubrir nueva información oculta”.

Publicidad - Sigue leyendo debajo
Más de Ciencia