Ya disponemos de la tecnología para crear la capa de invisibilidad de Harry Potter (o casi)

Este impresionante robot camaleón puede fundirse con su entorno en cualquier color de la escala RGB

Aurora Ferrer | @auroraferrer - 09/02/2016

Ya disponemos de la tecnología para crear la capa de invisibilidad de Harry Potter (o casi)

A falta de productos tan difíciles de conseguir como el pelo de demiguise, no nos queda otra que recurrir a la ciencia si queremos desarrollar una capa de invisibilidad como la de Harry Potter. A pesar de la complejidad de la hazaña, parece que cada vez nos acercamos más a poder crear sistemas de camuflaje que nos permitan fusionarnos completamente con nuestro entorno. Algo especialmente útil para los militares, cuyo uniforme ya va necesitando algunos 'arreglillos' más acordes con nuestro tiempo.

La propuesta de los profesores de la Universidad de Wuhan (China) es realmente brillante. Han creado un robot con forma de camaleón que cambia su color según el fondo que tenga tras él y cuya tecnología podría adaptarse perfectamente a los vehículos militares. El camaleón, realizado a partir de una impresión 3D, está cubierto de pantallas plasmónicas para lograr la hazaña. Estas pantallas son láminas de vidrio que tienen una serie de agujeros que miden solo 50 nanómetros de diámetro (similar a una rejilla) las cuales bañaron con oro con el fin de formar domos en cada agujero. Después, rociaron sobre esta capa un gel electrolítico que contenía iones de plata. 

El secreto de su funcionamiento es que, cuando la luz pasa a través de las nanoestructuras de oro, se generan ondas de electrones conocidas como plasmones que determinan sus propiedades absorbentes y reflectantes. Pero si aplicamos un campo eléctrico podemos varias sus propiedades y generar cualquier color deseado, los cuales, al revertirlos, podemos recuperar el color primario.

Para conseguir crear la habilidad de cambiar de color como un camaleón, los científicos utilizaron sensores de luz para que el robot pudiese reconocer el color de fondo de la habitación, siendo informado a través de un controlador. 

 

Por ahora, los científicos solo han logrado que reconozca los tres colores primarios (rojo, verde y azul) pero, según explican en ACS Nano, esperan poder ampliar su paleta de colores muy pronto.

Fuente: popsci.com


Comentarios

Publicidad
Síguenos también en...