¿Por qué es imposible vender la casa donde se rodó 'El silencio de los corderos'?

La vivienda ha atraído a muchos curiosos, pero no a compradores serios

Aurora Ferrer | @auroraferrer - 19/01/2016

¿Cómo olvidar la casa donde el el asesino en serie Buffalo Bill torturaba a sus víctimas hasta arrancarles la piel a tiras con el banal fin de hacerse un abrigo? El siniestro lugar está ubicado en un pequeño y apacible pueblo de Pensilvania llamado Layton. Los propietarios decidieron el verano pasado poner a la venta la vivienda donde el asesino interpretado por Ted Levine llevaba a cabo sus maquiavélicas acciones. No dudaron en utilizar como reclamo que era una de las ubicaciones donde en 1991 se había rodado El silencio de los corderos.

La casa tenía todos los elementos necesarios para triunfar: una buena historia, tres bonitos plantas de estilo victoriano, decoración adaptada a los gustos de los americanos, jardín, piscina... La pareja de propietarios subió el anuncio a la plataforma Realtor.com, donde acaparó la atención de los navegantes: fue la segunda página más vista del año. A pesar de todo esto, Scott y Barbara Lloyd se han visto obligados a bajar el precio de 275.000 € a 229.000 €. Y ni con esas, la casa lleva en venta unos siete meses "y solo ha atraído a curiosos", explica Scott Lloyd al Pittsburgh Tribune-Review.

¿Por qué está resultando tan difícil de vender la casa donde se rodó esta película de culto? ¿Acaso siguen llorando los corderos, Clarice? ¿Es verdad que los propietarios tienen un calabozo con un agujero enorme en el sótano? Te damos una pista: la espeluznante historia no tiene la culpa. Descúbrelo en esta fotogalería.

Tags: cine.

Te puede interesar...


Comentarios

Síguenos en