Objetivo: vivir más y mejor

Alejandro Ocampo: “Ya hemos rejuvenecido células humanas”

Es otro de los científicos seleccionados que forman la nueva Selección Española de la Ciencia 2017. Trabaja actualmente en el laboratorio de Juan Carlos Izpusúa, en el Instituto Salk, y ha conseguido alargar la vida un 30% a los ratones con los que trabaja. Asegura que, tarde o temprano, todos estos avances podrán aplicarse en humanos. El objetivo no es la inmortalidad, sino vivir más y mejor, nos cuenta.

Quo - 19/09/2017

Imagen de Alejandro Ocampo

Cuenta Alejandro Ocampo que una de sus principales influencias es su perro. Intenta cuidarlo lo mejor posible para hacerle vivir más años. También su mujer, porque trabaja con niños pequeños: “Si se caen, y tienen una herida, se regeneran muy rápido. Busco volver a esa edad inicial” Esa búsqueda de Ocampo consiste en que las células de nuestro cuerpo viajen al origen, reprogramarlas. Ha conseguido alargar la vida un 30% a sus ratones y demostrar que se puede dar marcha atrás al mecanismo de hacerse mayor. 

Habéis conseguido que ratones vivan un 30% más, ¿cómo lo habéis hecho?
Hemos usado algo que se llama reprogramación celular. Como en un ordenador, al principio funciona muy bien, pero según va pasando el tiempo, vas entrando en páginas, el programa se corrompe y el ordenador necesita un check-up. Estamos intentando cambiar el programa viejo y lento a uno más joven. Consiste en cambiar el programa de una célula a otra. Puedes coger una célula de tu piel y convertirla en una célula pluripotente, o en una célula de corazón...son todo programas. Las células tienen el mismo ADN, los mismos genes, pero están funcionando con diferentes programas. Esto se llama programa epigenético. Son marcas químicas encima del ADN que dictan qué genes se expresan Las células tienen los mismos genes pero los expresan de forma diferente.

Entonces, no tocáis el ADN, tocáis las moléculas que determinan cómo se expresa este ADN

Correcto, el ADN es el mismo, pero cambiamos las marcas químicas que dictaminan qué genes se expresan, cómo, cuándo y en qué lugar

Pero si el ADN tiene daños, también influirá, ¿no?

No se ha demostrado que las mutaciones acumuladas en el ADN determinen el envejecimiento, no sabemos por qué envejecemos. Tú ves células de una persona de edad avanzada y hay algunas mutaciones en el ADN, en la mitocondria, hay daño oxidativo, los telómeros se acortan...hay diferentes factores que los llaman ‘aging hallmarks’ o signos del envejecimiento, pero todavía no somos capaces de decir ‘este efecto en los telómeros es lo que está determinando el envejecimiento’.

No conocéis bien las dianas a las que tenéis que apuntar…

Es un tema que desconocemos. En la reprogramación celular hay muchas   marcas que cambian, pero a día de hoy no somos capaces de decir ‘tu piel se está arrugando porque esta marca está cambiando’. La reprogramación celular es un descubrimiento que hizo Yamanaka en 2006 y permite coger una célula de tu piel y convertirla en una célula pluripotente, es decir, que puede dar lugar a cualquier célula del cuerpo.  Eso se consiguió mediante un cóctel de cuatro factores, los llamados ‘factores de Yamanaka’. Posteriormente se observó que si tú hacías reprogramación la célula llegaba a un estadío rejuvenecido, le daba hacia atrás al reloj del envejecimiento.

Entonces vosotros habéis introducido ese cóctel en ratones; pero si esas células vuelven a estadíos pluripotentes sin diferenciar, ¿no podría ser que esa células dejen de cumplir su función en el cuerpo?

Puedes coger a un animal y revertir células de su cuerpo a un estadío de pluripotencia. El problema es que ese tipo de células generan un tipo de tumor que se llama teratoma. Nosotros hacemos reprogramación parcial. Para llegar desde una célula diferenciada a una célula pluripotente hacen falta unas dos o tres semanas. Nosotros demostramos que si la cambiamos hasta un estadío parcial logramos eliminar signos del envejecimiento pero a la vez preservo su identidad, la célula sigue siendo una célula de piel, por ejemplo.

¿Y no se generaban tumores?

No, en este caso trabajamos con ratones con progeria, una enfermedad que causa envejecimiento prematuro, que suelen vivir alrededor de 16 semanas. Para el campo es una herramienta muy útil, un ratón normal vive entre dos años y medio o tres años y los ratones con progeria unas 16 semanas. Les dimos pulsos de estos factores de reprogramación y vimos que vivían un 30% más, llegaban a vivir entre 24, 26 o incluso 28 semanas.

¿Podría darse la situación de que la gente que quiere vivir más a toda costa intente comprar estos factores por internet para inyectárselos?

No, no están disponibles, pero hay gente que está dispuesta a lo que sea por vivir más y hemos recibido muchas visitas de gente que lo pide. Hemos pretendido demostrar un concepto, que el envejecimiento es reversible. Hasta ahora conocemos que el envejecimiento va en una dirección y hemos querido demostrar que quizá eso no sea así y se puede retrasar o incluso revertir, es decir, que puede que el envejecimiento sea bidireccional.

¿Y esos factores se podrían aplicar en personas?

Estás cambiando el epigenoma, las marcas químicas que dictan cómo envejeces con lo que comes, si fumas, si bebes o si haces ejercicio. Cualquier cosa que hagas en tu vida está cambiado tu epigenoma. Creo que en el envejecimiento hay mucho más ambiental que genético, hay personas de Japón que emigran a Estados Unidos y si cambian la alimentación también disminuye su esperanza de vida, los genes son los mismos, la forma en que están programados cambia.

¿Sería factible que, como los ratones, vivamos un 30% más?

Creo que es factible llegar a vivir un 30% más. Yo no creo que esto vaya a significar hacernos inmortales, no creo que ni siquiera sea posible, pero sí que más gente que llegue a los cien o a los ciento y pocos años.

¿Cuánto cree que costará no envejecer?

Todas las terapias cuando salen son muy caras, van a ser caras pero como es un mercado tan amplio van a bajar de coste rápidamente.

¿Puede que en los primeros compases de la existencia de terapias para el envejecimiento nos encontremos con una élite económica y además rejuvenecida?

Eso pasará al principio. Te puedo decir cuáles son mis apuestas. Hay gente que se está haciendo terapia génica para inyectarse telomerasa a través de virus, ya se está haciendo en Sudamérica. Hay gente que está haciendo miméticos de la restricción calórica, sustancias que imiten los efectos de la restricción calórica y hay gente que está desarrollando senolíticos, moléculas que te tomas para eliminar tus células senescentes, que han dejado de funcionar y pueden generar una reacción inflamatoria perjudicial. Eso va a ser de las primeras cosas que veamos en clínica y que va a tener bastante tirón. Luego está la parte más nueva, la reprogramación. Estamos buscando hacerlo en vez de con factores, hacerlo con sustancias químicas, con una molécula.

Es decir, sustituir los cuatro factores por una pastilla

Los cuatro factores de Yamanaka son oncogenes, a veces se nos escapa que si expresas demasiado estos genes se producen tumores, existe una línea fina entre lo que va a ser antienvejencimiento y lo que va a ser tumoral, pero esto ocurre en cualquier terapia; cualquier terapia que te pueda hacer vivir más puede que incremente tu riesgo de padecer tumores

¿Y con humanos?

Hicimos un experimento con células humanas y usando la reprogramación pudimos rejuvenecerlas en cultivo. Es una prueba de concepto, las bases. En el futuro iríamos a hacer esto in vivo, sin extraer células.

¿Qué opinión le merece la gente o los científicos que dicen que están seguros de que en unas décadas podremos ser inmortales?

En ciencia nada es imposible, como ocurrió con la reprogramación, que se pensaba que era imposible, pero que este lleve a la inmortalidad...no es nuestro objetivo. Nuestro objetivo es mejorar la calidad de vida de la gente, que viva mejor y que sufra menos.

¿Hay actualmente en el mercado alguna terapia contra el envejecimiento que funcione?

Los antioxidantes están muy metidos en el mercado y no hay demostración de que extiendan la vida ni que te vayan a hacer vivir mejor. Incluso se ha visto también que si tienes un cierto tipo de tumor y tomas antioxidantes, favoreces el crecimiento de ese tipo de tumor. Hay terapias con células madre, pero no creo que estén preparadas, no hay ningún estudio que demuestre claramente que puedan mejorar el envejecimiento.

Ejercicio y hábitos de vida, entonces

Sí, y la dieta, la dieta es clave. Creo que en España tenemos suerte porque se come bien, pero se podría comer un poco menos. Y hay un nuevo campo que es la sangre joven. Se ha demostrado que si conectas un ratón joven y un ratón viejo, si los unes por su sistema circulatorio, la sangre joven rejuvenece al ratón viejo.

Cambiando de tema, también habéis mejorado la vista a ratones con retinitis pigmentosa, una enfermedad genética que causa ceguera

Ha sido mediante la técnica CRISPR CAS9. Con unas tijeras moleculares se corta el DNA mutado y se introduce una copia sana y funcional. La gran novedad de nuestro trabajo es que hasta ahora solo se podía hacer en células que se dividían, hasta ahora no se podía, pero nuestra técnica ahora lo permite. Ahora, de hecho, hay ensayos clínicos en humanos con retinitis pigmentosa.

¿Cómo terminaste trabajando en el laboratorio de Izpusúa?

Insistiendo (risas), cuando acabé mi doctorado le escribí, pero él recibe cientos y cientos de solicitudes cada día, así que es complicado resaltar par que vea. Luego me fui a California,  estuve en otro laboratorio, le contacté directamente y como yo estaba allí fue mucho más fácil. Es una persona muy cercana y es una fábrica de descubrimientos.
¿Siempre quisiste dedicarte al envejecimiento?

Ya desde que empecé mi doctorado me gustaba. El motivo es que todos envejecemos, es el mayor factor de riesgo para todas las enfermedades y va a peor; las predicción es que en 2050 el número de personas de más de 65 va a ser el doble. Cada vez nos hacemos más mayores y sufrimos más, es por ese motivo, por el impacto social

¿Te gustaría ser inmortal?

Creo que la vida es un poco corta, me gustaría vivir más tiempo, pero sano y con la gente que quieres. De hecho una de mis grandes influencias para trabajar en este campo es mi perro, he hecho que haga ejercicio, coma poco y lo he cuidado mucho. Ha sido una gran influencia en investigar para hacer vivir y me gustaría seguir trabajando siempre con animales y mascotas. Y mi mujer también ha sido clave. Ella trabaja con niños pequeños, que son increíbles, regeneran muy rápido, se hacen cualquier cosa y se curan muy rápido. Ese es el mayor potencial que puedes tener, busco volver a esa edad inicial.

¿Te gustaría volver a España?

Me gustaría volver a Europa, creo que en Europa se pueden hacer grandes cosas. España también tiene grandes científicos pero falta un poco de apoyo institucional, falta financiación, el número de cosas que puedes hacer en España a veces es un poco reducido.

Antes de la entrevista me has comentado que también le gustaría hacer alguna crítica, ¿cuál sería?

No me gusta la gente que crea falsas esperanzas, creo que a veces puedes ser fallo del científico pero a veces puede ser fallo del periodista, el trabajo del periodista es vender, publicar y que se lea lo que se publica. A veces hay un poco de desconexión entre lo que es el descubrimiento y lo que llega a ser publicado. Por ponerte un ejemplo, cuando publicamos nuestro trabajo hemos llegado a tener gente que nos colgó el teléfono porque lo que habíamos hecho no iba a alargar la vida de un humano al año siguiente.

Y ya para terminar, ¿ qué descubrimiento te gustaría hacer?

Querría hacer lo que he hecho pero mejor, me gustaría llegar al momento en que lo pueda hacer con una pastilla que va exactamente a las marcas que yo necesito que se cambien en vez de con oncogenes. Y conseguir hacer eso en humanos.

SI QUIERES, PUEDES VER LA ENTREVISTA COMPLETA AQUÍ:

 

Comentarios

Publicidad