BIOLOGÍA

Cuando las hormigas construyen torres Eiffel

Lo hacen sin planificación ni líder y por el sistema de ensayo y error

Juan Scaliter - 12/07/2017

Cuando las hormigas construyen torres Eiffel
Para hacer la estructura más eficaz, cada hormiga soporta el peso de otras tres en su espalda. Crédito imagen: Georgia Tech

De acuerdo con un reciente estudio realizado por expertos de la Instituto Tecnológico de Georgia, las hormigas de fuego usan sus cuerpos para construir estructuras en forma de Torre Eiffel cuando se encuentran con un obstáculo de altura mientras buscan comida o escapan a nuevas áreas. Y lo hacen sin un líder o un esfuerzo coordinado. Cada hormiga vagabundea sin rumbo fijo, siguiendo un conjunto de reglas, hasta que participa sin saberlo en la construcción de una torre de varios centímetros de altura.
"Si observas a las hormigas durante 30 segundos – explica David Hu, autor principal del estudio, en un comunicado –, no tendrías idea de que algo milagroso se crearía en 20 minutos. Sin planificación, y utilizando el ensayo y error, crean una estructura en forma de campana que les ayuda a sobrevivir. También descubrimos que las hormigas pueden soportar 750 veces su peso corporal”.
Para construir las torres, las hormigas buscan un lugar vacío, como un coche en un aparcamiento lleno. Una vez que encuentra uno, habitualmente en la cima de la torre y actúa como apoyo para que más hormigas suban. Pero las hormigas no se colocan directamente hacia arriba y hacia abajo como en un rascacielos. A medida que la torre crece más y más, también se hace más ancha, como la icónica estructura de París, lo que permite a las hormigas distribuir mejor su peso y alcanzar mayores alturas.
A pesar de que las hormigas distribuyen uniformemente su peso como grupo, la torre está en movimiento constante. Las hormigas se deslizan hacia abajo, luego salen de los túneles enterrados en la base. El movimiento de la torre, describen los autores en un vídeo,  es similar a una fuente de chocolate a cámara lenta al revés.
Los hallazgos publicados en la revista Royal Society Open Science bajo el título, "Fire ants perpetually rebuild sinking towers" podrían tener implicaciones para el desarrollo de robots modulares, que actualmente no son muy eficaces en la construcción de torres altas.
Sin embargo, para Craig Tovey, coautor del estudio hay otro motivo para estudiar este comportamiento: “el 99%  de todas las especies que han vivido en la Tierra están extinguidas. El resto de nosotros hemos desarrollado técnicas muy eficaces para sobrevivir.¿Por qué no estudiar estos procesos? Ingenieros y científicos no siempre saben a dónde nos van a llevar nuestros resultados, pero los diseños inspirados en la naturaleza pueden ser una importante herramienta para hacer nuestro mundo más eficiente."

 

Comentarios

Publicidad